Entrenamiento

Mindfulness: ¿Tienes una Mente Entrenada?

Por Rosa Morón Concha, Fundadora de The Ratnavali Center

Cuando nos referimos a la “atención plena” puede considerarse como la conciencia de la experiencia presente con aceptación. Simple, ahora escuchando esto, muchas personas se dicen a sí mismas: «Ya estoy consciente, ya practico esto»…

…Pero siendo honestos con nosotros mismos, la falta de esta atención plena nos ocurre a todos/as y nos lleva a que pasemos tanto tiempo perdidos en pensamientos sobre el pasado y/o preocupaciones o fantasías sobre el futuro que nunca experimentamos completamente el momento en el que estamos ahora…

Tómate un momento y pregúntate «¿Dónde está mi mente ahora?». Es muy posible que no esté asimilando la información de lo que estás haciendo en este mismo momento. Otro ejemplo sería, cuando estas entrenando. ¿Dónde está tu mente? Es posible que inconscientemente se esté imaginando la próxima carrera que te conducirá al placer y a una mayor felicidad en el futuro…

También hay un tipo de falta de atención plena que consiste en tratar de superar las cosas rápidamente para llegar a las cosas emocionantes. Podríamos ver esto cuando comemos, apuramos la sopa para llegar al plato principal o al postre. O por ejemplo queremos apresurarnos en lo que sea que estás haciendo, incluso hablando o compartiendo con alguien… para poder llegar a entrenar o al gimnasio. Cuando comenzamos a mirar lo que está sucediendo en nuestras mentes, estamos tratando de eliminar este momento presente en la búsqueda de algún momento futuro que creemos que tiene mayor satisfacción o placer…

Ahora reflexiona sobre algún momento que sea importante para ti.

Pregunta: ¿Fue un momento que estabas pensando en el pasado o el futuro? ¿O fue un momento en el que estabas corriendo para llegar a otra cosa? ¿O fue un momento en que tu mente y tu cuerpo se unieron para estar en el mismo lugar por completo?

Esta es una tendencia de la mente no entrenada: desear una gran parte de la vida el llegar a lo bueno. La vida puede ser difícil a veces para todos nosotros y los desafíos de la vida pueden aparecer inesperadamente para todos, no solo para ti. Algunas razones de esto son las siguientes:

El cambio es constante y la pérdida es inevitable. Pasamos una gran proporción de tiempo tratando de mantener los buenos tiempos. Buscamos placer y nos esforzamos por evitar el dolor.

Estamos programados para compararnos con los demás. Estamos constantemente tratando de mejorar nuestra autoestima. Para algunas personas, se trata de quién es más rico, quién tiene los niños más atractivos, quién es más inteligente o quién puede correr un maratón más rápido.

Es por eso por lo que en el campo de la neurociencia: «La configuración predeterminada del cerebro es» Velcro para el dolor, teflón para el placer «.

Entonces, las prácticas de Mindfulness para entrenar la mente, nos ayuda a ver y aceptar las cosas como son actualmente, en lugar de tratar de cambiarlas. Nos ayuda a reducir nuestras preocupaciones con nosotros mismos. Estas prácticas también nos ayudan a llevarnos mejor con los demás. Las prácticas de atención plena nos ayudan a ver a otras personas con mayor claridad y nos ayudan a no condenarlas ni juzgarlas porque nos han molestado. Nos ayuda a comprender que el comportamiento de otra persona la mayor parte del tiempo no se trata de nosotros. Refleja las dificultades de las otras personas y las luchas cotidianas en ese momento y todos los factores que las han convertido en quienes son.

Esto es esencial cuando se trata de empatía. Si bien Mindfulness no promueve la aceptación de comportamientos intolerables, nos permite un espacio de “libertar para elegir nuestra respuesta” en lugar de reaccionar desde nuestros programas de pensamiento habituales de piloto automático. Ya que, al utilizarlo con demasiada frecuencia, es que, cuando queremos conectarnos con lo que está ocurriendo en el presente, no podemos abandonar esta forma de actuar y perdemos contacto con el aquí y el ahora, considerando, además, que el modo piloto automático, lleva a nuestro sistema nervioso a estar en un estado de constante alerta y vigilia, lo que lo mantiene funcionando al máximo posible, sin descanso, y esto tiene un impacto negativo en nuestra salud física-mental. Este estado de piloto automático nos llena de preocupaciones y nos hace reaccionar en el día a día sin decisión ni templanza, una sensación de estar constantemente apagando incendios y resolviendo situaciones que muchas veces, ya ocurrieron o ni sabemos si en el futuro ocurrirán.

Te dejo un simple ejercicio que te ayudará a “entrenar tu mente en la atención plena”:

Haz una práctica diaria de alguna tarea sencilla y rutinaria como si fuera la primera vez, saboreando las sensaciones y absorbiendo el detalle de cada actividad en la que te centres.

Puedes optar por:

-Lavarte los dientes de forma consciente

-Vestirte de forma consciente

-Escuchar y hablar de forma consciente

-Comer y beber de forma consciente

-Conducir de manera consciente

Al desarrollar la consciencia tal vez encuentres una nueva alegría en las actividades cotidianas y, con el tiempo, puede incluso que sea capaz de “correr” conscientemente, es decir, de fluir por la vida con un foco de atención.

¿Estás consciente si “Tu mente está entrenada”?

Rosa Morón Concha

Instructora de Bienestar integral, Inteligencia Emocional, Meditación, Mindfulness, Alimentación Consciente y Yoga. Terapeuta transpersonal, deportista y maratonista amateur, con estudios y certificaciones en Chile, Inglaterra e India.

¿Dónde la puedes encontrar?

En sus redes sociales

Instagram: the_ratnavali_center

Facebook: The Ratnavali Center

Email: [email protected]

Teléfonos de contacto: +569 77654221

Página web: www.theratnavalicenter.cl

Articulo anteriorArticulo siguiente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Howdy,
Buy Premium Version to add more powerful tools to this place. https://wpclever.net/downloads/wp-admin-smart-search