Quisimos conocer quién es la mujer que está detrás del cartel que ya es conocido entre todos los runners. Lo más probable, es que si les hablamos de Adriana Maureira Romero, tal vez no sepas a quien nos referimos, pero si te contamos que ella es “La Tía del Cartel”, seguramente las has visto en innumerables corridas y ha sido la responsable del último impulso para terminar esa carrera.

Pero, ¿Quién es? ¿A qué se dedica? ¿Por qué asiste a las carreras? 

Adriana, tiene 56 años y hace 30 años es profesora de Lenguaje y Comunicación de enseñanza media, actualmente trabaja en el Colegio San Esteban de las Vizcachas en Puente Alto. Es separada y tiene 2 hijos. Realizo teatro en la universidad. No corre, solo lo hizo en el colegio donde su especialidad eran los 200 metros. Hoy realiza trekking. Se reconoce como la “Mas loca de la familia”.

image4

¿Cómo nace el cartel?

La frase nace hace muchos años, cuando Fabiola, su sobrina, a los 8 o 9 años participaba en el taller de atletismo de su colegio. Adriana junto a su hermano, siempre la acompañaban. Cuando Fabiola ya estaba muy cansada su tío le decía “cuando las piernas flaquean, el corazón te mantiene en pie”. Pasaron los años y Fabiola siguió con su gusto por correr y en 2013 participo en el Maratón de Santiago. Mientras esperaban que pasara, se consiguieron una cartulina y un plumón y escribieron la frase que motivaba a esta corredora cuando pequeña. Ubicada en la alameda, mucha gente la felicitaba por la linda frase escrita en el cartel y le pidieron las primeras fotos. En las próximas carreras que participo Fabiola llevó el mismo cartel, aunque un poco más arreglado, ahí tomo el fondo negro, las letras blancas y el corazón rojo. El cartel que usa ahora, lo tiene desde agosto del 2013, después que el cartel original se lo boto su mama.

¿A qué carreras asiste?

Generalmente asiste a las carreras que sus familiares participan. Hoy ya no solo corre su sobrina, sino también su hermano y su hermana. Ella los llama “los Tolis Team”, en honor a su sobrina a quien llama Toli. Se organiza igual que un corredor, busca el calendario de carreras y se programa. Aunque reconoce que muchas veces, sale sin tenerlo planificado junto a su cartel. Para Adriana este es una forma de relajarse. Dice que en el verano siempre asiste con 10 o 15 litros de agua con hielo o plátanos para apoyar a los corredores. Sus carreras imperdibles, son el Maratón de Santiago, el Medio Maratón TPS de Valparaíso y el Maratón de Viña del Mar. Reconoce que su familia muchas veces tiene que esperarla más de una hora después de las carreras, mientras la gente le pide fotos. Sus próximas apariciones serán el Half Marathon Scotiabank, Mapocho Rio Arriba y el Maratón del Gran Concepción, donde ya estuvo el año pasado y la gente le reconoció y se fotografió con su cartel. ¿Su sueño? Participar este año en la Maratón de Puerto Varas y alguna vez en la Maratón de Mendoza y también en la de Isla de Pascua.

La ubicación no es al azar.

Siempre se ubica a pocos kilómetros de la meta, cuando los corredores ya vienen reventados. Idealmente, donde no haya gente, le gusta estar sola, lo que le permite gritar y saber que nadie está pendiente de ella. Recuerda que una vez venia un caballero caminando y ella le grito “oye, no vine a verte caminar, te viene a ver correr”. Después lo vio en la meta y el la encaro y le dijo “la termine solo por ti”. Una satisfacción para Adriana.

No tendrá un próximo cartel…

Nos comenta Adriana, que muchas veces le han propuesto cambiar la frase o hacer un nuevo cartel, pero ella se niega. Esta será “la frase para la vida”. Incluso, su frase ha estado presente en las salas de clases de su colegio. Recuerda muy especialmente una graduación de un 4to medio que ella tuvo, donde en la ceremonia, su frase fue proyectada en el acto final.

Algunas anécdotas.

Dice que image3una vez vio a un caballero que tenia estampado el cartel en su polera. En esa oportunidad quiso patentar su frase, para evitar que alguien obtenga beneficio de él, ya que para ella el único objetivo del cartel es motivar a los corredores. En otra oportunidad le han ofrecido que cobre por sus fotos, pero ella se niega. Sabe que muchas veces acompaña a quienes van a correr solos. Entre ellos, un señor diabético de Viña que siempre para en su carrera para saludarla. Otra anécdota es que una vez puso el cartel al revés. Después de un buen rato, un corredor le hizo un gesto para que lo diera vuelta.

Pero también recuerda una vez que lo paso mal. Una señora le dijo “las carreras no se ganan con el corazón, se ganan con el cerebro, así que guarda tu cuestión”. Se quedo toda la carrera bajoneada. Pero fue la única vez que paso por algo así.  

La ultima, este año, cuando asistía a la Maratón de Santiago, una pareja de pololos la reconoció y le pidió una fotografía. En cosa de minutos, un montón de personas de distintos carros se reunió para pedirle una foto, las que no pararon entre la estación Vicente Valdés a Moneda.

Adriana responde todos los mensajes que le dejan en facebook. Si la quieres contactar búscala acá https://www.facebook.com/La-tía-del-cartel-200113880323708/?fref=nf

Tenemos Tía del cartel para rato…

image2

 

 

 

En la foto:

Su hermana Maria, Adriana, Alex (un amigo), Su sobrina Fabiola y su hermano Mauricio.

 

 

 

Howdy,
Buy Premium Version to add more powerful tools to this place. https://wpclever.net/downloads/wp-admin-smart-search